ARTROSIS   

 

La artrosis articular también conocida como enfermedad degenerativa articular o como osteoartritis, es el tipo más frecuente de enfermedad articular, se caracteriza por una erosión progresiva del cartílago articular con componente inflamatorio.

 

En la gran mayoría de los casos aparece en forma insidiosa, sin una causa aparente  y como fenómeno propio del envejecimiento, a este tipo de artrosis se la denomina ideopática.

Otras formas de regeneramiento articular es como consecuencia de algún traumatismo o microtraumatismos sufridos por la articulación, en este caso se la denomina artrosis secundaria, luego las hay derivadas de infecciones, mal formaciones congénitas etc.

 

Todas las artrosis cursan o progresan con dolor, inflamación y en la mayoría de los casos presenta limitaciones en la movilidad, la cual se va haciendo cada vez más progresiva al punto de que el dolor es verdaderamente intenso llevando a una incapacidad funcional total de la articulación afectada.

 

Una vez que el cartílago articular es degradado, se produce un roce o choque entre los huesos de la articulación y como resultado final de este proceso los huesos tienden a unirse entre sí.

 

Por lo general la edad de aparición de la artrosis es alrededor de los 50 años aunque se lo puede encontrar en gente muy joven.

 

Los síntomas característicos son:

* Dolor molesto y profundo que empeora con el uso.

* Rigidez matinal.

* Crepitación (ruidos en la articulación).

* Limitación del movimiento.

 

Las articulaciones más afectadas son:

 

Caderas, rodillas, manos y vértebras cervicales y lumbares.

                    

 

 

Lamentablemente todavía no se a encontrado una medicación que actúe efectivamente en la artrosis, solo se utilizan antinflamatorios o analgésicos como paliativos al cuadro de dolor, con los efectos secundarios a los que estos conllevan (dolor abdominal, acidez gástrica, úlceras estomacales etc.), una alternativa viable y con buen efecto analgésico antinflamatorio es La Acupuntura y en muchos de los casos esta puede estar acompañada de fisioterápia, este tipo de terapia llevarían al paciente a disminuir la ingesta de los antinflamatorios y en consecuencia evitar sus efectos no deseados.

 

  Si bien con la Acupuntura se logran resultados efectivos, los cuales tienden a perdurar en el tiempo logrando de esta manera una mejor calidad de vida del paciente,  hay que tener presente que la artrosis es progresiva y es causante de discapacidad crónica.

Desde el punto de vista de La Acupuntura y La Medicina Tradicional China,  toda enfermedad es tratable y curable, disminuyendo el dolor y su progresión, los resultados solo dependen de la predisposición del paciente y del tiempo de tratamiento.                                     

 

 

 

Lic. Walter F. Fernandez – Kinesiólogo Acupuntor-

20 de Septiembre 1354 – Te. (0223) 472-3026 / 156-860844
Mail: walterf68@yahoo.com.ar